miércoles, 14 de abril de 2010

LA ISLA

Sobran los atajos para olvidar la historia guatemalteca reciente. Suficiente con tener a lo peor del pasado injertado en el presente, como si en realidad no alcanzáramos el olvido, únicamente el ser olvidados.

Tuve la oportunidad de ver La Isla, la película más reciente de Uli Stelzner, y puedo decir que no salí ileso de ella. Este trabajo documental aborda la espinosa temática de la memoria histórica, pero vista desde los escombros de un archivo repleto de atrocidades. Los personajes son los folios y folios de documentos desclasificados de la Policía Nacional, alrededor de los cuales se presentan vidas atravesadas por un dolor muy profundo. Para quienes les toca revisar y ordenar las piezas del rompecabezas, hallar los rostros de familiares y amigos desaparecidos por el terrorismo de Estado, hace que su testimonio calque una huella inmediata en el espectador. Por otro lado están quienes se acercan buscando, entre esa nomenclatura de códigos y fotografías, una pista que les dé una luz acerca de sus desaparecidos. Durante una hora y media la película indaga en la pregunta, ¿cómo es posible que estas heridas se borren, así nomás, como si nada?, y nos provoca a repensar el rumbo que lleva nuestro país al no querer enfrentar su propia verdad.

A través de un trabajo honesto y coherente, Stelzner ha creado documentos cinematográficos invaluables, pero es en La Isla donde encuentro mayor claridad. La estructura impecable y el muy relevante trabajo de cámara de Guillermo Escalón hacen que esta producción sea un logrado y poético testimonio. Sumamente recomendable, será exhibida los días 16, 17 y 18 de abril, a las 19:00 horas, en la Gran Sala del Centro Cultural Miguel Ángel Asturias.

No hay comentarios: